Menú de navegación

¿Por qué es importante la formación en las empresas?

Autor: Ainhoa Díez Marqués

Crear una cultura interna en la que los trabajadores/as se sientan parte de la empresa, tengan orgullo de pertenencia y se mantengan leales a ella es una tarea que se antoja -a priori- casi utópica.

Pero existen muchos mecanismos para conseguirlo. Uno de ellos es la formación continua de los trabajadores y trabajadoras.

Persona utilizando un teclado

¿Aún no sabes por qué? A continuación, te damos las siete razones más destacadas para comprender la importancia de invertir en formación en la empresa:

  1. Fomenta el employee engagement. Tan importante es atraer como retener al talento. Un plan de carrera que incluya formación continua puede hacer que grandes talentos internos mantengan su capacidad de innovación en constante desarrollo y se mantengan comprometidos y motivados en su puesto de trabajo, a la vez que se sienten valorados por su organización. 
  2. Cada empleado/a mejorará en aquello que necesite y se conseguirán perfiles completos. La formación debe ofrecerse a toda la plantilla, para lo que es necesario realizar una evaluación previa de cada individuo. Desde ese escenario de partida, se debe dibujar un plan de formación continua personal que establezca los objetivos de formación a alcanzar para cada trabajador/a, de manera tal que cada perfil se ajuste a los requerimientos de cada puesto.
  3. La formación continua crea sinergias entre el conocimiento adquirido con la experiencia y las nuevas estrategias aplicables al puesto de trabajo. De este modo, ayudas a que los recursos humanos de tu empresa evolucionen según las nuevas tendencias, tecnologías y demandas del mercado, lo que puede traducirse en una ventaja competitiva en tu sector.
  4. La formación persigue el reciclaje y adaptabilidad de los recursos humanos de la empresa a un entorno cada vez más cambiante e incide directamente en la gestión del negocio, toma de decisiones y, por tanto, en el futuro de tu organización.
  5. Impulsa el liderazgo positivo, formando líderes capaces de gestionar eficientemente los recursos humanos para disponer de equipos altamente cualificados y motivados.
  6. Implica un retorno de la inversión para tu empresa. Invertir en formación es mejorar la cualificación de los recursos humanos internos. Además, en el caso de ser una empresa española, existen bonificaciones muy interesantes, como la formación programada bonificada por FUNDAE.
  7. Por último, una empresa que conoce la importancia de la formación e invierte en su personal no sólo está mejor valorada por éste, sino también por profesionales externos, lo que redunda en una imagen de marca positiva y atractiva para el mercado.

En definitiva, es de vital importancia que no sólo las grandes organizaciones, sino también las pymes, conozcan la necesidad de una mejora constante en sus métodos y recursos internos, para poder adaptarse a los avances de cada sector. Esta mejora vendrá dada, entre otros factores, por el reconocimiento de la importancia de la formación continua de su personal. Porque la competitividad de la red empresarial de un país viene sostenida por su capacidad de innovación y adaptabilidad a las tendencias de mercado de cada momento y la formación es un instrumento magnífico para su impulso.

Sigue al día con nuestra newsletter

Indícanos los temas que más te interesan:
ADR Formación

ADR Formación utiliza cookies propias y de terceros para fines analíticos anónimos, guardar las preferencias que selecciones y para el funcionamiento general de la página.

Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón "Aceptar" o configurarlas o rechazar su uso pulsando el botón "Configurar".

Puedes obtener más información y volver a configurar tus preferencias en cualquier momento en la Política de cookies